Ángela Hernández “la chiqui del llano”

Junto a Neiber Carreño, Camila Rangel y Luis Fernando Lozano, garantiza el futuro de la música en Pariaguán

Hay personas que nacen en cuna de oro. Otras, con un tesoro en las manos. Pero hay más afortunadas: las que nacen en brazos de los ángeles. Así ocurrió con Ángela Chiquinquirá Hernández González “la chiqui de llano”, niña llena de luz. Inteligente. Espontánea. Creativa. A su edad, no hay dudas, es una artista natural. Una promesa para la historia.

Nació el 23 de agosto de 2006 en Pariaguán, estado Anzoátegui. Fruto de ese amor que anda con ella para arriba y para abajo en los corazones de Nergio Hernández y Sorely González. Sus ángeles en la tierra.

Acaba de ser promovida a primer año de bachillerato. Estudia artes musicales bajo la dirección de los profesores Ángel Rodríguez y Rafael “come queso” Martínez. Recibe clases de canto en la fundación El Baquiano del Camino con las hermanas Kenny y Carolina Camacho. Deseos de aprender.

Ángela tenía 5 años de edad cuando hizo su primera presentación pública como cantante. Fue en unas fiestas de San Ramón en el poblado de Cogollar, entre Zuata y Pariaguán. Luego siguió cantando en actos del colegio y eventos culturales de la empresa Pdvsa. Integra el coro de la escuela Pedro María Freites, el coro del municipio Francisco de Miranda, y el pastoral de la iglesia del Santo Cristo de Pariaguán, donde hace de solista. No sólo canta música llanera. Interpreta música oriental, aguinaldos, baladas, merengue. Su voz la privilegia.

Fue invitada especial a la Voz de Oro de la unidad educativa Arístides Bastidas de Pariaguán. Participó en el festival Gabancito de Oro en el estado Guárico. Representó al estado Anzoátegui en Talento de Corazón de Corazón Llanero en el teatro Junín en Caracas. Allí comenzó a ser conocida como “la chiqui del llano” o simplemente “la chiqui”. Su imagen brilla. Para ello se prepara con los recursos que tenga a la mano. Sorprende su disciplina.

En El Tigre participó en el festival infantil El Baquiano del Camino. Tuvo destacada actuación en las fiestas del Santo Cristo en Pariaguán y aniversario de esa ciudad. Forma parte de las parrandas gaiteras con Fusión Gaitera y los Remardos de la Gaita. En la televisión local en Pariaguán conduce el programa “El show de la Chiqui y sus amigos”. Fue invitada especial al festival Panoja de Oro 2018 en Valle de La Pascua. Ejemplo para nuevas generaciones.

Ganó el primer lugar en el género estilizado del festival infantil llanero Semillitas de Oro, realizado este año en Pariaguán. Fue la animadora de la gala de Danzas Pariagua y de la presentación de Danzas Venezuela de Yolanda Moreno. El escenario no le sobra.

Espera ser profesional de la medicina a futuro. Por lo pronto, se dispone participar como invitada en los festivales Sol de Caicara en el estado Monagas, Silbón en el estado Portuguesa y viajar a los llanos de Colombia. También se gestiona expandir en el ámbito nacional su programa de televisión “El show de la chiqui y sus amigos”. Dios guía sus pasos. Los ángeles la cuidan.