Industria del calzado y vestido en cifras rojas para estas navidades

Luigi Pisella, presidente de la Cámara Venezolana de Calzado -Cavenal-, subrayó que el sector está trabajando a 20 % de su capacidad instalada, y su complemento, el comercio está operando solo con 10 % de los inventarios que antes utilizaba, “como consecuencia de la pérdida del poder adquisitivo de los consumidores, aunado a la hiperinflación que deja al sector totalmente descapitalizado, al no poder reponer los inventarios”.

En el foro de César Miguel Rondón en el circuito Éxitos de Unión Radio, precisó que la hiperinflación también afecta a los comerciantes, “porque ese fenómeno nos impacta a todos los niveles de la sociedad”.

Precisó que el consumo per cápita de hace 6 años estaba a tres pares de zapatos al año por habitante, hoy se redujo a 0.5 pares por habitante, es decir solo 15 millones de pares cuando antes se consumían 100 millones de pares al año”.

Pisella considera que las exportaciones podrían servir para que las empresas del sector subsistan. “En 6 meses estaríamos comenzando a consolidar los esfuerzos que se están haciendo” para introducir mercancía en los mercados del Caribe.

Para 2019 “lo menos que esperamos es mantenernos”.

Industria del vestido

Por su parte, Roberto Rimeris, presidente de la Cámara Venezolana de la Industria del Vestido –Cavediv-, destacó que, según la encuesta de Conindustria, las cifras son más duras que en trimestres anteriores. Las expectativas de la situación económica para 97 % de las empresas son peores que el año pasado, y todas las cifras están entre 80 y 90 %”.

Advirtió que algunos talleres de confección van a cerrar a principios de diciembre por vacaciones colectivas y otros están trabajando solo tres días a la semana. “El panorama no es muy diferente en toda la pequeña y mediana industria, la más afectada por el aumento del salario de septiembre y a la que le ha costado reponer los inventarios”.

Rimeris recuerda que tanto para el sector calzado como para el del vestido, noviembre y diciembre antes constituía entre 40 y 50 % de las ganancias de todo un año.  “El año pasado que ya teníamos una fuerte inflación, noviembre y diciembre, no en unidades pero si el bolívares, fue mayor que el resto del año, esperamos algo parecido este año en las empresas que quedamos, porque algunas han cerrado”.

Destacó que para 2019, las empresas van a tener que buscar nuevos negocios como ventas corporativas y exportaciones porque tenemos buena calidad “hasta que haya un cambio de modelo económico pero tendría que ser de una profundidad tal que genere confianza y cambie las expectativas (…) No podemos dejar de luchar por mantener nuestras industrias”.

Sonia Pomenta Llaña/Unión Radio