Vecinos de San Diego de Cabrutica llevan cuatro días de protestas por cierre del ambulatorio

SAN DIEGO DE CABRUTICA. Residentes de San Diego de Cabrutica  en el municipio Monagas del estado Anzoátegui, llevan cuatro días de protestas, con el fin de exigir la reapertura del ambulatorio José Francisco Torrealba, que está cerrado desde hace tres meses por falta de médicos y enfermeras.

El lunes 20 de mayo, los vecinos de esa parte de Faja Petrolífera del Orinoco (FP0) obstruyeron el paso en el crucero de Zuata, donde mantuvieron la protesta hasta el miércoles.

Desde este jueves se trasladaron hacia el acceso a la operadora Petro San Félix, con el fin de presionar para obtener respuestas de las autoridades de la alcaldía de Monagas, Pdvsa y Saludanz.

Los médicos que laboraban en el módulo renunciaron a los cargos por los pocos beneficios económicos.

Ana Alonzo, habitante de parroquia, informó que la carencia del servicio de salud impide atención a los casos de emergencia. "Hay pacientes que han muerto: uno que llegó infartado y una mujer que la sacaron para Pariaguán y falleció  en la vía"

Refirió que el hospital de Pariaguán  está ubicado a unos 45 minutos de distancia, lo que aunado la falta de ambulancias y transporte limita el acceso a la salud de los residentes, en la parte de control de niño sano, consulta prenatal, vacunación y medicina general.

Refirió que algunas personas acuden a buscar ayuda directa a la casa de la única enfermera que habita en el pueblo.

Otras carencias

Indicó que también piden un transporte escolar pues los niños de los caseríos Jovillal, La Reforma y sectores  aledaños dependen de "una cola" para ir a clases y regresar a sus casas.

A la protesta también se añade la falta agua potable en San Diego y en los caseríos de la jurisdicción y los continuos apagones que muchas veces se prolongan por más de 24 horas.

Pasada las 2:00 de la tarde de este jueves, los vecinos entraron a una reunión con la alcaldesa  Cruz Ojeda y representantes de Hidrocaribe, pero sin levantar la protesta.

Fuente: M. O. /Foto: Cortesía.