Declaran emergencia en el sector transporte en el sur de Anzoátegui

Yemmy Jiménez

EL TIGRE. En un consejo central con los representantes del sector transporte de los cinco municipios de la zona sur de Anzoátegui, presidido por Eusebio Chivico, presidente de la Federación Bolivariana de Transportistas del estado Anzoátegui, se declaró en emergencia a este gremio debido a los altos costos de los repuestos y la incapacidad de poder cobrar una tarifa adecuada para poder cubrir los gastos básicos.
Chivico explicó que en la actualidad se está cobrando en todo el estado un pasaje lineal de 1.000 bolívares el urbano y Bs. 1.500 el suburbano, sin embargo sincerando los costos de los repuestos, cauchos y baterías, además del sustento familiar del conductor, el precio del pasaje debería ubicarse en Bs. 5.500. No obstante, indicó que ellos están conscientes que el usuario no está en capacidad de pagar ese monto.
El gremialista exigió a las autoridades, tanto nacionales, regionales, como locales, que controlen la usura y la especulación que existen en las ventas de repuestos para que los precios puedan mantenerse.
Miguel Prado, presidente de la Cámara de Transporte de Guanipa, explicó que debido a la inflación que se está viviendo en el país, decidieron mantener la tarifa navideña, asegurando que el sector transporte está en emergencia, donde una gran cantidad de vehículos están pasando aceite y otros están parados porque no perciben los ingresos necesarios para mantenerlos como debe ser. “Es preferible tener la unidad parada y ponerse a vender café”.
Igualmente aseguró que ven con preocupación que los usuarios se queden sin el transporte, asegurando que es lo que puede pasar si no se toman cartas en el asunto.
Alberto Corales, presidente de la Cámara de Transporte Vecinal de El Tigre, refrendó las palabras de Prado, asegurando que existen suficientes razones para declarar en emergencia el transporte en la zona sur, donde en el caso de Simón Rodríguez, solicitarán una evaluación de la tarifa, ya que asegura que lo mínimo que deben pagar los usuarios es 3.000 bolívares.