http://www.mundo-oriental.com.ve/det.aspx?id=89851

CARACAS.- Desde que Ronald Acuña Jr. fue movido al tope de la alineación a mediados de mayo, no sólo los números del venezolano se vieron beneficiados, sino su equipo también, pues desde que el jardinero fue colocado por Brian Snitker como primer bate de los Bravos de Atlanta, la novena tiene récord de 25-10, escalando hasta la cima del Este de la Nacional.

Sin embargo, el peso de la ofensiva no solo ha recaído en el reinante Novato del Año del viejo circuito, pues hay que destacar que jugadores como Freddie Freeman, Ozzie Albies, Nick Markakis y Austin Riley han aportado su grano de arena. Aunque muy bien es cierto que el criollo ha sido uno de los pilares, tal y como lo reflejan sus números desde el día 10 del pasado mes.

En 35 encuentros como primer bate de la alineación, el “Abusador” batea para .323 con 10 cuadrangulares, 27 carreras remolcadas y 29 anotadas. Pero más impresionante es lo que hecho cuando inicia un encuentro, y es que, sumando la temporada pasada, Acuña Jr. acumula 11 bambinazos iniciando un compromiso, siendo tercero en dicho departamento en la historia de la organización, ubicándose a uno de Rafael Furcal y a seis del líder Felipe Alou.

“Cuando estás con otro equipo y ves jugar a Acuña, te das cuenta que está a otro nivel, pero cuando vienes acá y lo ves encargarse de su negocio, te das cuenta que es una superestrella”, dijo su compañero de equipo, Brian McCann a MLB.

El nativo de La Sabana además sigue sumando votos no solo para ser convocado al Juego de Estrellas, sino para la conversación del MVP, aun sabiendo que todavía falta muchos compromisos por disputar.

“Es divertido cuando a todos nos salen las cosas bien al mismo tiempo. Eso es lo que nos ha ayudado últimamente. Hemos tenido pitcheo, bateo y defensa”, dijo Markakis. 

Fuente: Liderendeportes